Era tan malévola que resultó ser del signo de Caries.

 
 
 
 

Algunas veces las letras son truenos presagiando tormentas.

 
 
 
 

El aumento del IVA para la comida de animales, ¿se aplica también para los diputados?

 
 
 
 

Los anestesistas me aburren, producen sueño.

 
 
 
 

Al mentiroso se le perdona todo, menos que nos aburra.

 
 
 
 

Rencor y Recuerdo comparten muchas letras y el mismo cajón.

 
 
 
 

Solo regresé para decirles que ya falta menos para Navidad. Solo 333 días.

 
 
 
 

El amor es eso que hacen los libros con la soledad.

 
 
 
 

Se me acelera el corazón de pensarte, café.

 
 
 
 

Se busca novio que le guste el desmadre. Es para limpiar mi cuarto.

 
 
 
 

La tentación vive en Twitter.

 
 
 
 

–¿Me engañas con otra?
–Bueno.