Casi estoy segura de que en 500 años, no faltará quien defienda Halloween como una de nuestras tradiciones. Otro planeta traerá sus fiestas. (@magamastretta)

Ocho años aprendiendo a trinar en 140 caracteres y ahora los doblaron. Es como si hubieran agrandado la portería de fútbol. Perdió gracia, señores Twitter. (@lfafanador)

A juzgar por lo que está apareciendo ahora en mi línea de tiempo, el nuevo límite de 280 caracteres en Twitter va a ser una especie de vuelta a los orígenes.
¿Qué quiero decir? Que veo mucho tuit como de 2008:
"No sé qué hacer con este herramienta", etc. (@albertochimal)

Leche deslactosada, café descafeinado, era obvio que iba a llegar el momento de Twitter con trinos de un millón de caracteres. (@alercilo)

Con lo larga que se me estaba haciendo la vida, ahora además se me va a hacer largo Twitter.

El problema de las mentes cerradas es que siempre tienen la boca abierta. (@GramaticaReal)

Me parece patético que usen el "oh my God!" pudiendo usar el "¡maemía maemía maemía!" (@Hora_Teta)

De vez en cuando vengo a Twitter para leer a la gente que escribe lo que quiero decir. (@Heart_Hamal)

Bebé, esta nueva camiseta de la Selección Colombia, al igual que las anteriores, no le combina con el traje de oficinista. No insista. (@AndresMonk)

Productos catalanes no, pero una camiseta de Zara hecha por un niño de 6 años sí la pago. (@biridibaba)

Hay que legislar el tema de los robots y la IA antes de que terminen matando a alguien, o peor aún, que formen un sindicato. (@Dios_Padre)

Me he puesto las gafas de verlo todo claro pero me faltan las de que no duela. (@Koshilola)

Buf, tía, ya te cuento, yo me puse a leer la Iliada y todo el rato guerra, yo que soy súper pacifista. Todo como muy facha, ¿sabes? (@FroilLannister)

Camus dijo que la amistad puede convertirse en amor, pero el amor nunca en amistad. Escribió muy chingadamente bien. (@E_f_f_y)

La falta de alcohol no está afectando mis relaciones sociales… pregunten a los que he mandado a chingar a su madre en semanas recientes. (@xhabyra)

Las manzanas son buenas; a Blancanieves la envenenaron con una, Guillermo Tell casi mata a su hijo, a Eva le costó el Paraíso, y a Steve Jobs ya saben qué. (@Ftzj)

Hoy es un día donde necesito un vaso de jugo de pomelo, el dulce de guayaba que hacía mi abuela, y un millón de dólares. (@mickyriego)

Recuerda cuando ves un vídeo y buscas en el display el tiempo que falta para que termine. Yo haría lo mismo con los que me hablan. (@felice_chi)

Lo estúpido de nuestra relación es que no nos conocemos. [De las memorias de un stalker] (@Ersma_Kaffee, citado por @d_aristizabal)