Novelas, películas, videojuegos, revistas. A lo largo y ancho del orbe, la ciencia ficción se expande con cada vez más fuerza. La siguiente travesía por este inabarcable universo recupera lo más trascendente ocurrido en sus diferentes ámbitos de expresión durante este año.

“El futuro ya está aquí, sólo que no está distribuido uniformemente.”
— William Gibson

“La ciencia ficción ha conquistado el mundo”, escribe Alec Nevala-Lee en su reciente y excepcional estudio Astounding, pródigo en revelaciones. Las palabras de Nevala-Lee contradicen otras, de 2012, de Peter Nicholls, fundador de la Encyclopedia of Science Fiction: “Podría opinarse que la ciencia ficción había cumplido su misión para fines del siglo pasado […] Ahora, la historia, y esa narración que ha sido la CF convergen, y ya no tienen mucho sentido, una sin la otra”.

Se refiere a Astounding Science Fiction, revista dirigida por John W. Campbell desde 1938; con ella alcanzó la mayoría de edad esta vertiente de literatura de la imaginación.

Pero aunque la historia reciente, de Hiroshima a la fecha, ahora sí supera la ficción, queda margen para que la CF —en manos de sus visionarios de punta— siga explorando la complejidad del mundo actual, en el que la noción tradicional de lo humano se encuentra bajo asalto continuo por parte de la IA, la nanotecnología, la ingeniería genética, el transhumanismo y extropianismo, por solo mencionar algunas realidades cada vez más inquietantes.

Para definir hoy ciencia ficción —“género” que en realidad nació híbrido—, Susan Stone-Blackburn escribió (en su epílogo para Timescape, novela del astrofísico Gregory Benford): “Timescape es ciencia ficción ‘dura’, en el sentido de que en ella la ciencia es la física, en contraposición con la ciencia ficción ‘suave’, basada en las ciencias sociales”. Éstas serían las dos modalidades narrativas que realmente constituyen la ciencia ficción.1 Para ubicar otro género, afín, en su propio valor, parafraseamos las últimas palabras de Hamlet:“Lo demás es fantasía”.2

Con esta sucinta aclaración, ofrecemos un breve balance anual de lo producido bajo el amplísimo cielo de la ciencia ficción, de lo rescatable de este año a nivel mundial, particularmente en literatura, cine, televisión y videojuegos, y una mirada breve de lo que ocurre en México.

Abandonaron el planeta en 2018

Stephen Hawking (1942-2018), físico teórico y cosmólogo. Autor del bestseller mundial Una breve historia del tiempo, con su hija Lucy creó libros para lectores de 10 años en adelante, iniciando con George’s Secret Key to the Universe.

• Harlan Jay Ellison (1934-2018), premiado por sus cuentos y guiones de televisión (Star Trek, Dimensión desconocida), y sus revolucionarias antologías Dangerous Visions.

• Ursula Kroeber Le Guin (1929-2018), escribió La mano izquierda de la oscuridad, entre las primeras novelas modernas que trataron identidad de género, con extraterrestres que cambian de sexo según la estación. Acaba de estrenarse un documental sobre su vida y obra:

Pionera de la segunda ola feminista, libertaria, de izquierda, teórica y docente de la CF cuya ausencia se lamenta a nivel mundial.

Premios

Entre unos 40 premios anuales de CF anglófona, el más codiciado es el Hugo, y su categoría más celebrada, la de novela. La ganó por tercera vez consecutiva Nora K. Jemisin con The Stone Sky, cierre de la trilogía The Broken Earth, fantasía científica iniciada con The Fifth Season y seguida por The Obelisk Gate, también ganadoras. Un récord inédito.

El Nebula-Award 2018, siguiente en prestigio, también fue para The Stone Sky.

Jemisin se coloca entre la vanguardia del afro-futurismo.

• Francia
El Grand Prix de l’Imaginaire, categoría francófona, fue para la novela Toxoplasma, de Sabrina Calvo (nacida David Calvo); también cargó con el Rosny Aîné, segundo premio galo en importancia.

• España
El Ignotus por novela, otorgado por la AEFCFT, fue para Las tres muertes de Fermín Salvochea, de Fermín Cañadas.

• Europa, Rusia, países de la otrora URSS
Aquí, más reconocimientos y premios, de la Sociedad Europea de Ciencia Ficción.

• China
El noveno Xingyun (Nebula) Award for Global Chinese Science Fiction fue para Jiang Bo por Gate of Memories, novela sobre humanos transformados en cyborgs para enfrentar una amenaza de IA.

• México
Más allá del sempiterno tsunami de producciones extranjeras, la CF autóctona no parece encender, ni tener mucha presencia. Sin embargo, no todo es desalentador: el XXXIV Premio Nacional de Cuento Fantástico y Ciencia Ficción fue para la autora duranguense Atenea Cruz por Una Mujer solitaria.

La mejor antología mundial de cuentos actuales de CF

Apareció el Volumen 5 del Apex Book of World SF, serie iniciada en 2009 por el autor israelí Lavie Tidhar, quien editó las primeras tres antologías. Mahvesh Murad, pakistaní, y Cristina Castro, española, editaron la cuarta y quinta, respectivamente.

Entre autores de cinco continentes figuran los mexicanos Silvia Moreno-García, Bernardo Fernández y Nelly Geraldine García.

Cine, televisión

• Aniara (Pella Kagerman, Hugo Lilja, 2018). Filme basado en el poema de 103 cantos Aniara (1957) del novelista y poeta sueco Harry Martinson (1904-1978), premio Nobel de Literatura 1974. La materia poética de Aniara es un trágico vuelo interestelar desviado de su ruta original; narra la desesperación ante la indiferencia cósmica y los extremos, al límite, de nobleza y bajeza del ser humano.

Theodore Sturgeon escribiría en 1964: “El logro de Martinson es de una tristeza inexpresable, inconmensurable”.

• A Quiet Place (John Krasinski, 2018). Ejercicio de terror postapocalíptico, con el ya común tropo inverso al de Annihilation: los alienígenas parecen triunfar, pero la especie humana, en la persona de Emily Blunt, encontrará exactamente de qué pie cojean los extraterrestres y, escopeta de retrocarga en mano, procederá a iniciar su destrucción.

Cygnus (Hugo Félix Mercado, 2018). Película mexicana recién estrenada. El tráiler parece revelar ecos de Contacto de Carl Sagan.

• Doctor Who (Varios directores, BBC, 2018). Para esta exitosa onceava serie, Doctor Who —entidad extraterrestre del planeta Gallifrey— es una mujer, interpretada por Jodie Whittaker.

• Algunas otras películas o series notables de 2018:
Ready Player One
Annihilation
Black Panther
Altered Carbon

Videojuegos

Algún día, no muy lejano quizás, este evento será igual de importante, o más aún, que la entrega de los premios Oscar:

Este año, México no tuvo presencia en el magno evento, aunque ha figurado en otras ocasiones.

Existiendo a plena luz del día, la sociedad hermética más grande de la Tierra, la de los gamers, cuenta hoy con cerca de 2 mil millones de usuarios. Curiosamente, en cuanto al resto de la población mundial, no todos entienden que el hecho mismo de jugar un videojuego equivale, en sí, a un acto, en vivo, de ciencia ficción. (Ver, por ejemplo, Ready Player One y el reino de los gamers que ya está aquí”.)

Los juegos más populares de 2018 no trataban (estrictamente) temas de CF, pero éste (Detroit: Become Human), por ejemplo, sí:

Revistas

• México

Penumbria. Revista fantástica para leer en el ocaso. Más fantasía que ciencia ficción. Bien editada, modelo de posibilidades para creativos nacionales.

—La Revista de la Universidad de México dedicó su Núm. 842, de noviembre, a Utopías y Distopías. Las “paradisiacas” utopías, que no parecen darse realmente en ninguna parte, y las “infernales” distopías, que parecen darse por doquier en nuestro convulso mundo, han sido temas señeros de la CF desde que Platón describió la primera del canon en La República. Este número es una excelente introducción a un tema apasionante, con artículos sobre autores utópicos y distópicos de la CF como Aldous Huxley, J. G. Ballard, Margaret Atwood y otros, así como una utopía feminista del siglo XV de Christine de Pisan, y un destacado texto de Roger Bartra sobre Sinapia, utopía del Siglo de Oro español.

• España

Windumanoth: terror, fantasía y CF.

• Inglaterra

Interzone, longeva y prestigiada revista dedicada a la CF.

•EE. UU

Locus. The Magazine of the Science Fiction and Fantasy Field; también existe Locus Online.

The New York Review of Science Fiction, fundada por el semiólogo Samuel R. Delany (su novela Dhalgren, de 1975, vendió un asombroso millón de ejemplares). Publica cuanto atañe a la CF: arte, narrativa LGBT+, filosofía, historia, etc. Aquí publicó Delany su famoso ensayo “Racism and Science Fiction”.

La CF en México

Para un atisbo a la historia de la ciencia ficción en México, un buen punto de partida es la entrada de la Encyclopedia of Science Fiction. En México, CF, fantasía científica y fantasía a secas parecerían esperar hoy no un verano, sino una primavera.

Las asociaciones del género no duran, hay dispersión entre los aficionados (aunque su número crece día con día, a no dudarlo), los tirajes de publicaciones en papel son bajos y difíciles de encontrar, las publicaciones electrónicas son escasas; contados y doctos cursos universitarios sobre CF y géneros afines no trascienden sus entornos.

Parecería que actualmente buena parte de lo que se crea y publica depende de patrocinios gubernamentales; esto, desde luego, no es negativo per se, pero indicaría la falta de un mercado, de un negocio saludable, de un público proactivo. Un proverbial enanito verde que aterrizara en CDMX y acudiera a librerías preguntando por CF mexicana posiblemente regresaría a su platillo volador con las manos vacías, retomaría su vuelo con rumbo a algún país del G9 o a otros, como Croacia, Nigeria o Nueva Zelanda, donde probablemente correría con mejor suerte al solicitar CF local.

Lo desconcertante es que, aunque tradicionalmente en México se han trabajado los géneros de realismo fantástico, fantasía, y otros afines, a veces, el género, en general, parece un ente fantasmal. Y esa función social de la CF, histórica, esa poderosa influencia positiva, educativa, orientadora de niñez y adolescencia hacia las ciencias, parece haber pasado de noche en nuestro país. (Ver: Electrizante: breve historia de la ciencia ficción rusa y soviética”).

E pur si muove: esta excelente antología representativa, publicada en 2012 en Estados Unidos, Three Messages and a Warning, curiosamente, no ha sido editada en español.

Por otro lado, en 2015, el gobierno de Colima publicó una antología de siete escritoras mexicanas. También, aunque difícil de encontrar en librerías (el tiraje fue de apenas 3 mil ejemplares), está Los viajeros. 25 años de ciencia ficción mexicana (2010), compilación de Bernardo Fernández.

México tiene grandes científicos: Gerardo Herrera Corral y Luis Javier Plata Rosas escriben maravillosamente sobre ciencias, mas no sobre CF. Toca ahora turno, e intentar cambiar esta situación, a una nueva generación de creativos, de la que la autora y crítica Gabriela Damián Miravete parece ser vocera. Una larga aunque esporádica tradición que se remonta al siglo XVII espera los pasos siguientes en este siglo XXI, esa tradición que ubica Primero Sueño de Sor Juana Inés de la Cruz como proto-CF mexicana.

Algo que parecería necesario sería la publicación de un libro equivalente a Historia y antología de la Ciencia Ficción Española (Edición de Julián Diez y Fernando Ángel Moreno, Letras Populares Cátedra, Madrid, 2014). La CF mexicana daría para una paginación similar, poco más de 500 pp., o más. Comentamos, por último, un rescate bibliográfico y un videojuego.

Un cómic mexicano pionero de CF

Mauricio Matamoros Durán ha rescatado las seis historietas de Aníbal 5, escritas por Alejandro Jodorowsky y dibujadas por Manuel Moro, en 1966-67.

Considerando que Aníbal 5 —su modelo fue el actor Jorge Rivero— es un cyborg, realmente fue una producción adelantada a su tiempo. El término cyborg data de 1960, se atribuye a Manfred Clines, y se refiere a un organismo humano con capacidades incrementadas mediante tecnología.

CF en cómic, hecha en México ¡hace 52 años!

Videojuego mexicano del año

Entre otros videojuegos producidos en México, destaca sobre todo Mulaka, una notable fantasía científica basada en mitos tarahumaras, ya disponible para varias consolas. Quizá parte del futuro de la CF mexicana estará en los videojuegos.

En un ambiente enrarecido, esta creación y sus jóvenes creativos representan una bienvenida ráfaga de aire fresco.

Para cerrar

Concluimos esta visita veloz a la punta del iceberg de la CF mundial3 con otra definición: experimentos mentales. En recuerdo de los que hacía Albert Einstein, quien una vez, en Princeton, ante periodistas ansiosos por conocer su laboratorio, sacó su pluma, diciendo que ése era su “laboratorio”, pues lo que realizaba eran thought experiments.

 

Rémy Bastien van der Meer
Guionista y traductor.


1 Ciencia ficción “dura”: aquella cuyo impulso básico proviene de ciencias “duras”: física, química, biología, geología, astronomía, etc. A su vez podría subdividirse en historias de gadgets (máquinas y su funcionamiento); de extrapolación (proyecciones hacia el futuro con base en conocimientos científicos actuales), y especulativas (en futuros más lejanos, incluyendo universos alternos y ciencias “imaginarias”). CF “blanda o suave”: historias que abordan temas de antropología, sociología, psicología, ciencias políticas, lingüística, teología, etc.

2 Fantasía, incluyendo science fantasy (fantasía científica): narraciones de espada y hechicería, que presuponen la existencia de dragones, de hechos “sobrenaturales”, brujería, mundos feéricos y basados en mitologías, etc.

3 La imparable y comercial necedad y necesidad de etiquetarlo todo en la industria editorial ha llevado a que cuanto hoy cabe bajo el más amplio paraguas de “ciencia ficción” tenga una profusión insana de subcategorías. Para aturdirse a gusto, basta consultar lo que ofrece amazon.

Leer completo