En esta ocasión, el gabinete recomienda la lectura de dos novelas recientes; una del galardonado McEwan y otra de Eduardo Lago; y un ensayo sobre la nicotina.

Ian McEwan
Cáscara de nuez
Anagrama, 2017

mcewan

El multipremiado escritor inglés vuelve al ruedo con una novela pícara, provocadora y llevada de la mano por el humor negro. El narrador, por lo demás erudito y refinado, arranca carcajadas: es un feto concebido hacia 2015 (después de la ola de atentados en París) con amplio desarrollo intelectual. A través del cordón umbilical ha degustado lo más exquisitos vinos franceses; conoce la historia y las convulsiones mundiales gracias a los podcasts de la BBC; sabe distinguir entre la mala y la buena poesía. El hilo narrativo se teje en torno al monólogo de este feto asexuado y las conversaciones que le llegan del mundo exterior. Desde su “mar secreto” sabe que afuera se están fraguando asuntos terribles: su madre, Trudy, se ha vuelto amante nada menos que de su tío Claude, un idiotizado y aburrido empresario que silba las melodías de Nokia. Para colmo, ambos planean el asesinato de su padre, John Cairncross, un poeta exitoso siempre disimulado tras su máscara de ingenuo, sensible y bonachón. Con este “ejercicio de imaginación” del que el mismo feto es consciente, McEwan consolida su habilidad para plantear problemas éticos de primer orden en el tormento verosímil de sus personajes. Novela shakesperiana de amor y odio familiar, de muerte y nacimiento en ciernes, Cáscara de nuez es una metáfora casi perfecta del universo (emulando a Stephen Hawking) y de la conciencia humana en su prisión frente a lo próximo inalcanzable: el otro.


Eduardo Lago
Llámame Brooklyn
Malpaso Ediciones, 2017

lago

En la novela Llámame Brooklyn del escritor español Eduardo Lago, la muerte de Gal Ackerman conduce a Néstor Oliver-Chapman a revisar los cuadernos de su amigo fallecido y concluir su libro Brooklyn. El origen del libro es la reacción de Lago al hecho de haberse cambiado con carácter definitivo de continente. Siguió siendo español, pero se fue a vivir a Estados Unidos permanentemente. Entonces fue su reacción a Nueva York. Durante muchos años tomó notas en cuadernos —lo mismo hace su personaje—, muchas de las cuales tenían relación directa con la urbe. La novela fue germinando poco a poco en sus conversaciones en un bar al que acudían marineros y donde el capitán del establecimiento le contaba historias: “Hay un proceso de transmisión textual, que es la manera de reflexionar el sentido más profundo de la literatura. Por eso no hay un solo autor, sino una novela que va de uno a otro de una manera misteriosa”. Esta edición, revisada por su autor, conmemora diez años del lanzamiento de una novela que ganó los premios Nadal, Nacional de la Crítica y Ciudad de Barcelona y que ahora, tras no encontrarse, regresa a las librerías.


Gregor Hens
Nicotina
Alpha Decay, 2016

nicotina

El escritor alemán Gregor Hens afirma que ha fumado más de cien mil cigarrillos, y todos y cada uno de ellos han significado algo para él. Unas veces fumó a toda prisa; otras, lentamente y con deleite. Ha soñado con cigarrillos, con recaídas e incendios y con la aflictiva privación. Ha fumado por felicidad y ha fumado por abatimiento. Ha fumado por soledad y por amistad, por miedo y por alegría: “Todos y cada uno de los cigarrillos que me he fumado han tenido su función: eran una señal, un medicamento, un estimulante o un sedativo, […] un catalizador de la memoria, un instrumento de comunicación o un objeto de meditación. A veces eran todo eso al mismo tiempo. Ya no fumo, pero todavía hay momentos en los que no hago otra cosa que pensar en cigarrillos”. Hens decidió conjurar su adicción con la escritura. En Nicotina explora el acto de fumar como una estructura que ha dominado casi toda su existencia. Escribió sobre ello sin mistificarlo ni demonizarlo. Se sirvió de recuerdos, de sus propias experiencias como fumador desde temprana edad, abordó a Mark Twain e Italo Svevo e investigó los efectos irreversibles del tabaco. Espeta: “no me arrepiento de nada. Cada cigarrillo que he fumado ha sido un buen cigarrillo”.

Leer completo
Recomendaciones de arte, danza y teatro para agendar y que el lector no encontrará en otra parte.

agenda


Chumki- Di hermana mayor

La violencia trasciende géneros y fronteras. Un estudio realizado en 2013 por el Consejo Nacional de Investigación sobre Economía Aplicada, con sede en Nueva Delhi, señaló que las mujeres consultadas dijeron haber sufrido una golpiza por salir de la casa sin permiso (54%), por no cocinar bien (35%) y otras más por sus insuficientes pagos de la dote (36%).  Chumki-Hansda, una mujer originaria de la India que decidió quitarse la vida por el maltrato doméstico del que fue víctima durante años, es el punto de partida creativo de Sandra Milena. La coreógrafa le ofrece a esta mujer un homenaje desde el cuerpo, en el que éste funciona como detonante de la memoria hacia quien fue su amiga durante una estancia en la India. En la obra se pretende no sólo alzar la voz por las mujeres que sufren de violencia de género en las diversas partes del mundo, sino que en su danzar se devela la vitalidad, fortaleza y alegría características de Chumki: “Es una danza que celebra la amistad y la vida”.

Todos los miércoles y jueves a las 20:00 hrs, hasta el 17 de agosto.
Teatro Sergio Magaña
Calle Sor Juana Inés de la Cruz 114, Col. Santa María la Ribera

Berenice Quirarte Rojas


Alguien a quien aferrarnos

Este texto de Karla Rodríguez recibió mención honorífica en el Primer Premio de Dramaturgia Joven Vicente Leñero 2015. En esta ocasión, la autora es también la directora. La obra es una comedia sobre una mujer de 48 años que busca con desesperación un refugio con su sobrina de veintitantos años tras haber sido abandonada por su esposo, y poco después su sobrina confiesa que también ha sido abandonada. La puesta en escena explora las diferencias generacionales al hablar de relaciones amorosas y de la necesidad de aferrarnos a algo o alguien para continuar con más fuerza nuestros días. A través de situaciones cómicas, ejecutadas con gran virtuosismo por sus actores —Mahalat Sánchez, Nicolasa Ortiz Monasterio y Emmanuel Lapin—,  en un departamento pequeño, con escasez de dinero y desamor, la obra refleja las temáticas absurdas en las que nos envolvemos hoy en día.

Todos los martes a las 20:30 hrs, hasta el 29 agosto.
Foro A Poco No.
República de Cuba 49 (entre República de Chile y Allende), Col. Centro.

Jorge Viñas


Un musical de México

José Dolores Gonzáles ha escrito y producido Josefa el musical con la colaboración musical de Ricardo Robledo, dirección de Edgar Cañas y coreografía de Gerry Pérez. Son pocas las producciones de esta categoría originadas en México y Josefa apuesta por ser una que también hable de su propio país y el origen de éste. Todo parte de la lucha de independencia de México, poniendo como personaje principal a Josefa Ortiz de Domínguez y los lemas de la libertad, igualdad y laicidad.

A nivel de dirección, esta puesta en escena aún puede evolucionar mucho más, lo mismo que la coreografía y en general su concepto. Sin embargo, todos los miembros del elenco demuestran en cada texto y nota musical una destacada interpretación que conmueve, divierte y emociona al público. Vale la pena ver este trabajo porque es plausible y porque el esfuerzo y riesgo de la producción y de sus colaboradores de presentar un producto original que quiere tocar temas relacionados con su propio país es digno de reconocer.

Viernes 20:30 hrs, sábados 18:00 hrs y 20:30 hrs, domingos 16:00 y 18:30 hrs.
Teatro Hidalgo.
Av. Hidalgo 23, Col. Centro.

Jorge Viñas


Hecho en México

Si se quiere ver lo que están produciendo algunos de nuestros artistas más jóvenes, la exposición “Recomendaciones mínimas para caminar de espaldas” presenta a la generación 2013-2017 de La Esmeralda. 

Hasta el 13 de agosto.
ExTeresa Arte Actual.
Licenciado Primo Verdad 8, Col. Centro.

Un recorrido divertido por una de las aportaciones más curiosas de nuestra cultura: la infinidad de bebidas mexicanas. Desde el pulque hasta los vinos de Baja California, el Museo del Objeto presenta “Qué te tomas”.

Hasta el 20 de agosto.
MODO
Colima 145, Col. Roma Norte.  

“Pinxit Mexici” es una exposición para dejarse transportar, a través de más de cien obras, al último siglo del virreinato en México y entender las herencias y búsquedas del arte producido en nuestro territorio.

Hasta el 15 de octubre.
Palacio de Iturbide.
Madero 17, Col. Centro.

La redacción

Leer completo

clicadero

Un nuevo alfabeto subjetivo nos propone reflejarnos en el racismo imperante de nuestro país. En Portugal, cientos de murciélagos custodian una biblioteca real. La “bolañomanía” sigue creciendo y extendiéndose cada vez más al ámbito internacional.

Estas son las noticias que nos han hecho clic y que hemos seleccionado durante la semana del 23 al 30 de julio.


Nombrar el racismo en México

“Naco”, “Gringo”, “Intelectuales”, “Federico”, “Güero”, “Muchacha”, “Trump”, “Zapatismo”. Son algunas de las 47 entradas del Alfabeto del racismo mexicano (Malpaso, 2017) del historiador Federico Navarrete. Más que entradas de un diccionario clásico, son viñetas heterogéneas y mordaces que buscan abarcar el amplio dominio del racismo y señalar la reiteración, consciente o no, de sus prácticas variadas. Queda claro que hay algunos culpables:

el tono satírico de mis viñetas se lanza contra otra forma de “corrección”, a mi juicio mucho más dañina: la autocomplacencia con que las clases medias, los académicos, los intelectuales y quienes trabajan en los medios de comunicación niegan el racismo que practican, o lo justifican como una realidad inevitable, o poco trascendente, de la vida social mexicana.

Al libro lo rodea una polémica iniciada desde 2014 en el portal Horizontal en la que el autor atacaba, entre otros, a Roger Bartra y Octavio Paz; a este último por levantar supuestas “sospechas” en contra de los chicanos en El laberinto de la soledad.

racismo

Ahora, Navarrete propone una ampliación de aquellas primeras entradas, así como del libro México racista. Una denuncia (Grijalbo, 2016). Su propósito sigue siendo provocar, polemizar y traer a flote un temario transversal que involucra el habla común, las prácticas institucionales, el discurso político y publicitario, las representaciones y símbolos de toda clase social. A pesar de sustentarse en una variedad de referencias —en sociología, antropología, historia o literatura—, este Alfabeto subjetivo parece más una compilación de columnas de opinión indignadas que una verdadera herramienta rigurosa de definiciones, connotaciones y matices contrastados, como bien hubiera podido serlo. Sólo el tiempo nos dirá si esta obra entrará en la tradición en la que, muy a su pesar, quisiera inscribirse para revertir nuestros males: la búsqueda de “lo mexicano” de Samuel Ramos, Paz, Roger Bartra y Monsiváis, entre otros.

Murciélagos bibliófilos

La universidad de Coimbra, en Portugal, es una de las más antiguas de Europa. Fue fundada en 1290. En su campus está la Biblioteca Joanina, que construyó el rey Joao en el siglo XVIII y considerada como una de las cumbres del estilo rococó, patrimonio de la UNESCO desde 2013. Entre frescos, cornisas doradas, balaustradas y mobiliarios de maderas exóticas, la mirada avanza por trazos sinuosos hasta extraviarse: cientos de estantes imponentes reúnen unos 70 mil volúmenes con impresos del siglo XV o una primera edición de los Lusíadas.

biblioteca

Interior de la biblioteca Joanina

Un curioso habitante resguarda esas páginas en la oscuridad. Son dos especies de murciélagos diminutos. Llevan siglos erradicando a las larvas y los insectos bibliófagos —en particular la carcoma (“nicomium castaneum”) y los “pececillos de plata”—  que cavan surcos en el papel, horadan los pergaminos antiguos y se nutren golosamente del pegamento. Al custodiar los libros, los quirópteros se alimentan. Sólo la noche en la Joanina permite su vuelo anónimo, su cacería en defensa del patrimonio. Ignoran acaso que esa tarea de salvaguarda contradice su mala fama literaria, su avidez de sangre y muerte, su disfraz siempre prestado a los demonios. Ahora bien, ya que estamos entre los libros y la noche, podríamos prestarle a la voz de alguno de estos murciélagos bibliófilos (vaya par de esdrújulas), ilustres sin querer, el primer cuarteto del “Poema de los dones” (con perdón de Borges). Habla, pues, el murciélago:

Nadie rebaje a lágrima o reproche
esta declaración de la maestría
de Dios, que con magnífica ironía
me dio a la vez los libros y la noche.

La bolañomanía

Es un fenómeno que no termina. Lo peor es que no deja de confirmar esa maldición social de la literatura: los herederos gozarán los réditos de la obra de autores que vieron pocos frutos en vida. Tras la adquisición de Alfaguara, y el consorcio Random House (esa mano que mece ya casi todas las cunas), de la obra del chileno, la Biblioteca Nacional de España acaba de comprar una parte de su epistolario. Se trata de 44 cartas y 18 postales dirigidas a su amigo poeta Bruno Montané. Se abordan temas variados desde proyectos literarios, comentarios sobre las editoriales hasta la soledad y la enfermedad. La BNE de Madrid abre así las puertas a toda una nueva ola de investigaciones sobre uno de los autores en lengua española más influyentes y vendidos de nuestro siglo que inició, entre otros, con su muerte en 2003.

bolano

 

Fuentes: Alfabeto del racismo mexicano, Horizontal, News4europe, ABC Cultural, Biblioteca Nacional de España.

Leer completo

clicadero

¿El éxito de la saga televisiva de Game of Thrones se debe en parte a su incorporación de importantes nociones filosóficas? Un libro en Francia responde a esta pregunta sin grandes aspavientos. Recordamos también un caso evidente de karma histórico y regresamos al debate más reciente de la Real Academia de la Lengua Española.

Esta es nuestra selección de clics de la semana del 16 al 23 de julio.


Game of Thrones en la filosofía pop

La serie más exitosa de la historia, que retomó su séptima temporada el domingo pasado, se ha colado en la mente de una filósofa pop. La profesora de ética Marianne Chaillan descubrió la saga gracias al monotema de sus obsesivos estudiantes y decidió dedicarle un libro: Game of Thrones, une métaphysique des meurtres(éd. Le Passeur, 2016; Game of Thrones, una metafísica de los asesinatos). Su objetivo es mostrar la manera en que la cultura popular reflexiona, con sus propios códigos, en torno a conceptos, textos y autores clásicos: en este caso, Game of Thrones es “un verdadero laboratorio de filosofía política y moral aplicada”. Van algunos ejemplos.

“Valar Morghulis”. La muerte acecha y toma por igual a todos los hombres: lo importante es la vida. Este leitmotiv de la serie remite, según Chaillan, a la noción de Spinoza del “hombre libre”, al que no habita ese pensamiento preocupado por la muerte, aquel que ha logrado rechazar esa pasión del temor a morir que lo aliena y acaba por convertirse en razón fundamental y opresiva de su vida.

got

Daenerys Targaryen es una de las candidatas al Trono de Hierro que, en todo momento, interpela lo que Kant llama “monarca ilustrado”. Si el hombre es un animal egoísta y está en su naturaleza seguir su propio interés, el único remedio de cohabitación es la sociedad civil y, por ende, el gobierno de un soberano que pueda canalizar el interés común. Sin embargo, haría falta otra instancia para canalizar también al soberano. La aporía se podría resolver con un monarca ilustrado, justo y bondadoso por sí solo, cuya conducta irreprochable no necesitara coerción alguna. La posibilidad real del monarca ilustrado es más que remota y reside casi en lo milagroso. Casi un milagro como el que encarna la madre de los dragones, naciendo del fuego.

En los Siete Reinos impera una violencia abrumadora que tiene que ver con la visión de la naturaleza humana de Hobbes: “el hombre es un lobo para el hombre”. De ahí que haya un estado de guerra permanente de todos contra todos. La enemistad entre los hombres es una condición natural y ése es justamente el hilo conductor de la saga.

La historia siempre cíclica

Hace un año, el 26 de julio, Hillary Clinton acabo siendo nominada como la candidata demócrata, derrotando a Bernie Sanders. Ese día corresponde al 9 Thermidor según el calendario que se creó durante la Revolución francesa para marcar una ruptura con el conteo gregoriano y su aura religiosa. El 9 Thermidor del año II (1794), diputados de la Convención Nacional Francesa ordenan la detención de Robespierre y lo mandan a la guillotina al día siguiente. El periodo del Terror de Robespierre se cierra con un episodio más de persecución y asesinato, pero esta vez contra los jacobinos. Con toda proporción guardada el 9 Thermidor de Hillary un izquierdista radical también fue destronado. Las coincidencias no paran ahí. El 18 Brumario en que Napoleón dio un golpe de estado y formó el Consulado en 1799, cuatro años antes de coronarse emperador, es exactamente el 8 de noviembre, aquel día en que Trump ganó las elecciones. El 18 Brumario de Louis Napoleón también es un libro de Marx donde afirma que según Hegel “todos los grandes hechos históricos mundiales y personajes aparecen, por así decirlo, dos veces. [A Hegel] se le olvidó agregar: la primera vez a manera de tragedia, la segunda vez a manera de farsa”.

rob

Retrato anónimo de Maximilien Robespierre, 1790, museo Carnavalet, París.

El debate tan ajeno de la RAE

Esta semana la Real Academia de la Lengua autorizó que el imperativo en segunda persona del plural del verbo “ir” sea “iros” y no “idos” o “íos”, que serían los modos correctos. Con este cambio polémico, los lingüistas muestran su apertura a las formas comunes de larga tradición dejando atrás las palabras en desuso. Hubo reticencias por esta pérdida de un vocablo culto, a pesar de que Pérez Reverte la defendió. Es curioso que la RAE lleve varios años en este debate que no concierne a los cerca de 400 millones de hablantes que están fuera de la península ibérica. En Canarias y América latina se dice simplemente “váyanse”. En un futuro, la integración de estos nuevos usos y palabras será más eficaz: los diccionarios en papel, según la institución, llegarán pronto a su fin, reemplazados por los recursos personalizables y ampliables del diccionario electrónico.

 
Fuentes: Bibliobs, ediciones Le Passeur, El País, El Universal, The Atlantic, Real Academia de la Lengua Española.

Leer completo
Retomamos a ritmo quincenal la sección de recomendaciones de lectura de nexos que, hasta hace poco, aparecía en la versión impresa. Un panorama de obras recientes —humanísticas, literarias o científicas— que nos han llamado la atención: un conjunto de artículos necesarios de divulgación científica en la rama biológica y ecológica; la novela de un joven autor mexicano sobre la frontera; y una recopilación de ensayos de poetas que comparten sus experiencias e ideas sobre la traducción de poesía.

José Sarukhán
Ecología, economía, educación (El Colegio Nacional, 2017)

sarukhan

Al fin han sido reunidos los más de 200 artículos de la columna que publicó, de 2007 a 2016, el científico José Sarukhán en el diario El Universal —con excepción de algunos textos que aparecieron en otros medios. Como indica el título, el libro está enfocado en “las tres E”, conceptos inextricablemente conectados que el autor considera “fundamentales en la vida individual de los seres humanos y para el futuro de todas las sociedades del mundo”. En diez apartados temáticos, como ráfagas informativas y reflexivas, los lectores hallarán pistas y claves para entender, por ejemplo, la relación entre cultura culinaria, evolución biológica y biodiversidad; el amplio espectro de consecuencias del cambio climático y cómo mitigarlo; las vicisitudes de la economía verde y los biocombustibles; cómo reverdecer las ciudades; o la defensa del papel necesario del Estado en la educación ambiental contra el envilecimiento de los medios de comunicación. La variedad de aristas que proponen los artículos constituye un enriquecimiento inigualable de un debate nacional e internacional urgente. Sin duda, la virtud de Sarukhán no es nada más su claridad expositiva y su concisión sino su vasta cultura científica donde caben Darwin, Copérnico, Cortázar o la historia de las especias.

Diego Enrique Osorno
Un vaquero cruza la frontera en silencio (Literatura Random House, 2017)

osorno

Basándose en Oliver Sacks, Diego Enrique Osorno plantea que el estudio de los sordos demuestra que gran parte de lo que es característicamente humano (el habla, el pensamiento, la comunicación y la cultura) no se desarrolla automáticamente, no son funciones puramente biológicas sino también funciones sociales e históricas. Ésta es una de las premisas de su más reciente libro. Road novel, disertación sobre los límites del lenguaje, Un vaquero cruza la frontera en silencio es una novela en clave bolañiana e infrarrealista (su autor publicó “Manifiesto del periodismo infrarrealista 2015”) sobre la trascendencia de la comunicación, el concepto de frontera y la búsqueda de libertad; abreva de los tiempos violentos actuales en México y de los combates intensos en el norte del país. El protagonista, Gerónimo González Garza, tío sordomudo del narrador, “es un vaquero que cruza la frontera en silencio”. Viaja por el caluroso noreste mexicano. Diego Enrique Osorno procura “subvertir la cotidianeidad” cuestionándose: “¿Cómo escribir sobre el silencio?”. Es la pregunta que el periodista y narrador tenía en la cabeza cuando pensaba en la historia de su tío el vaquero. Es la misma pregunta que se hacía al pensar en la frontera noreste de México.

Jorge Fondebrider (comp.)
Poetas que traducen poesía (LOM ediciones, 2015)

fondebrider

La paronomasia italiana traduttore, tradittore es un lugar común. La idea de que verter un texto a otra lengua implica una “traición” suele ser uno de los lastres inútiles de aquellos que se atreven a hacerlo. Al fondo de esa dificultad, hallamos centenares de obras que señalan la imposibilidad de traducir poesía. Para colmo, los traductores profesionales cobran por palabra, lo cual es completamente inverosímil a la hora de trasladar verso a verso a una lengua de recepción. Ezra Pound, un pionero en la traducción poética, asumía que la logopea —es decir, el tipo de poesía que desplaza y juega irónicamente con las concomitancias, usos y acepciones comunes de las palabras— no se puede traducir. Solamente pueden encontrarse derivados y equivalentes para volver a “crear” el poema. De ahí que los poetas —como el mismo Pound, Borges o Paz— siempre son quienes más buscan proponer sus propias versiones. Pero en los matices de cada poeta caben universos enteros. Por eso, este libro recopila las experiencias de más de 30 poetas contemporáneos —Fabio Morábito, Waldo Rojas, Yves di Manno, Francisco Segovia, Circe Maia, Pura López Colomé, entre otros— que han dedicado años enteros a encontrar la prosodia, el ritmo, la referencia cultural y el truco lingüístico para traducir a sus clásicos.

 

Leer completo
Página 5 de 26« Primera...34567...1020...Última »