clicadero

Volvemos al problema de la acumulación enfermiza de libros que no se leen; el puñetazo de que separó para siempre a nuestros dos últimos Nobels latinoamericanos; y el invento revolucionario que trae consigo una nueva modalidad de leer y gozar.

Son las noticias que nos hicieron clic en esta semana del 2 al 9 de julio.


Hay más libros que vida

Supimos gracias a un tweet de Antonio Saborit que la precisión del lenguaje en Japón ha dado con la palabra exacta para evocar los demasiados libros. El nombre tsundoku significa: “comprar muchos libros y no tener tiempo para leerlos”. O aún: “apilar libros sin leerlos”. Sobre esta acumulación ya han escrito nuestros clásicos. Saborit trae a colación una brillante frase de “Return ticket” de Salvador Novo: “Confieso que tengo más libros que tiempo para leerlos”. A su vez, José Emilio Pacheco, en el poema “Los demasiados libros”, ya notaba cómo nos interpelan desde la biblioteca esos “objetos de ansiedad, mudo reproche / de no haberlos abierto”.

clicadero-biblioteca

Éric Desmazières, La bibliothèque de Babel, 1977.

Los demasiados libros es, antes que nada, un ensayo de Gabriel Zaid de 1972 en el que estadística, erudición, citas y anécdotas llevaderas resuelven el asunto del tsundoku en la humildad lectora: deberíamos celebrar que “la economía del libro, a diferencia de la economía del diario, el cine, la televisión, es viable en pequeña escala”. En el año 2000, se publicaba un nuevo título cada medio minuto. La cifra ahora es de uno cada 15 segundos aproximadamente (alrededor de 2 millones al año, según este conteo en tiempo real, basado en datos de la UNESCO). El cúmulo es solamente un síntoma de la diversidad y la variedad de intereses de los lectores. Y frente al Imperativo Categórico, según Zaid, de leer todo, hay que buscar respuesta lejos de los vanidosos números:

¿Qué demonios importa si uno es culto, está al día o ha leído todos los libros? Lo que importa es cómo se anda, cómo se ve, cómo se actúa, después de leer. Si la calle y las nubes y la existencia de los otros tiene algo que decirnos. Si leer nos hace, físicamente, más reales.

El boom en un puñetazo: García Márquez y Vargas Llosa

Para celebrar los cincuenta años de la publicación de Cien años de soledad, Vargas Llosa fue invitado a un curso en el que relató su amistad, inicialmente epistolar, con el colombiano. Desde finales de los sesenta, los unió su admiración compartida por Faulkner, su aprecio mutuo como narradores, su relación cercana con una de las impulsoras del boom —Carmen Balcells— y el sentimiento de pertenencia a esa patria grande que volvía a surgir, América latina. Siguió el libro de Vargas Llosa, Historia de un deicidio —considerado una referencia en los estudios sobre la obra de Gabo— y hasta el proyecto de una novela a cuatro manos basada en la guerra amazónica que enfrentó a Colombia y a Perú en 1932. Un día, de pronto, un puñetazo en el vestíbulo de Bellas Artes, en México, hizo añicos esa amistad literaria.

clicadero-boom

La historia de ese puñeticidio debería ahora fascinar a los expertos. La cercanía de García Márquez con Fidel, su condena acérrima del golpe fascista contra Salvador Allende y otras posturas hicieron que la brecha de rivalidad se agigantara. Vargas Llosa sigue recordándolo como un escritor fascinado con los hombres de poder y que por algún sentido práctico prefirió ser un aliado de la revolución cubana, para evitar así “el baño de mugre que recibimos todos los que adoptamos una postura crítica”. Por su parte, Jaime Abello, director de la Fundación para el Nuevo Periodismo, le reprochó al Nobel peruano su visión sesgada, estancada en el tiempo o acaso en el resentimiento, “como si su valoración política, personal y literaria se hubiera quedado en 1976 y no hubiera evolucionado más hacia delante”.

Novelas con sex-toy

El primer editor digital de libros eróticos conectados a un sex-toy ha llegado ya. La compañía B.Sensory, una start-up francesa que opera desde 2014, ha inaugurado esta nueva modalidad de lectura “participativa”. El ingenioso vibrador que bautizaron como “Little bird” (son inescrutables los senderos del marketting) puede obtenerse por el módico precio de 129 €. Se conecta a una aplicación de lectura vía Bluetooth y emite una serie de hasta diez vibraciones distintas que dependen de la intensidad de los pasajes que recorra el lector o, mejor dicho, la lectora. Sean ustedes bienvenidas a la era de la lectura vibrante. Ya están aquí las novelas vaqueritas del futuro. “Lean, vibren”, es el pegajoso eslogan de esta marca en creces.

clicadero-sensory

El vibrador para leer de B.Sensory

“Amantes de la lectura erótica, quise unir el poder de las palabras al potencial de los objetos conectados para imaginar una nueva manera de leer y conseguir placer, solo o en dúo”, afirma Christel Le Coq, fundadora y dueña de la empresa. Por lo pronto, la editorial digital cuenta con unos sesenta autores en francés, dos en inglés y más de un centenar de novelas cortas que cuestan entre 1,99 y 4,99 € cada una y que han sido clasificadas según su nivel de “intensidad erótica”, hot, médium o soft. ¿Se les ocurre acaso alguna mejor manera, tan sofisticada y sutil, de volverse placenteramente culto? Ahora que dejarán que su cuerpo sea parte del “juego” de la narración, podrán olvidar por fin esas horas bochornosas curvados en un sillón sufriendo por sostener las mil páginas de su Dostoyevski al borde de la parálisis, la tendinitis o una lumbalgia horrorosa.

 

Fuentes: UNESCO, worldometers.info, @Antonio_Saborit, El País, Babelia (suplemento cultural de El País), Livres hebdo, B-Sensory.

Leer completo
Recomendaciones de arte, danza y teatro para agendar y que el lector no encontrará en otra parte.

agenda


Bailar a la Segura. Homenaje póstumo a Johana Segura

Johana Segura, coreógrafa, editora bailarina y docente, fundadora de FLUIR Revista de danza contemporánea es ahora una gota de agua libre que danza en otros espacios. Danza en resistencia Cía, Sensodanza, Irene Martínez y Cardiela Amezcua se reunirán para celebrar su vida y  legado.  Así la autora de La eternidad en un instante. La danza butoh en voz de sus maestros será homenajeada el 13 de julio en conmemoración de su natalicio en una fiesta de los cuerpos en movimiento.

13 de julio, 20 horas.
Un Teatro Alternativa Escénica.
Nuevo León 46, Col. Condesa. 

Berenice Quirarte Rojas

Colectividad y retrospección bordadas

Así como “las telas y texturas se van hilando para formar figuras, también la vida se hila a través de experiencias” y esta es la idea a partir de la cual la artista plástica Marisol Gutiérrez desarrolla su obra. En la exposición Hilando Vidas se presentan piezas hechas con distintas técnicas de textil como bordado y tejido, y cada una de ellas muestra personajes o escenas de la vida actual de nuestro país. Lo más interesante es que cada uno de los bordados está colocado sobre los muros de exhibición de forma que se perciben los hilos que cuelgan, como una anotación al pie de página que nos indica que ningún tejido está terminado, sino que incita a desarrollar otra historia, a completarlo. Este mismo diálogo sucede con los bordados indígenas y la tradición oral que transmite una historia de generación en generación, pero con la diferencia en la intención ética y estética de la que corresponde a un mundo en constante ruptura y guerra. Quizá es por esto que actualmente nos encontramos con tantos colectivos que se dedican a bordar feminicidios o desapariciones forzadas —reflejo, desgraciadamente, de los conflictos sociales a los que México se enfrente actualmente.

El bordado, como lo ha entendido Marisol Gutiérrez, es también un medio para materializar las historias y explorar todas las posibilidades de este otro lenguaje: el de los hilos. El bordado, y en general el textil, significa unión y creación de vínculos con la sociedad. Con esta exposición se hacen evidentes ambas acepciones al tiempo que el espectador descubre la historia del México contemporáneo transcrita en hilos.

Hasta el 15 de julio.
Centro Cultural del México Contemporáneo.
Calle Leandro Valle 20, Centro Histórico.

María Olivera

Encontrar respuestas

En ocasiones, una exposición es muy parecida a una libreta de viajes. En ella se encuentran notas, descubrimientos, anécdotas y recuerdos de una experiencia que puede transformar nuestra manera de ver la vida; un viaje del interior al exterior. Lo cierto es que generalmente buscamos lo distinto, aquello que nos supera y que nos da motivos para hablar. Así es como Katri Walker (Edimburgo, 1978) articulaBuscando Paraíso, una muestra que parte de la premisa “¿Qué queremos encontrar en el paraíso?” y que desarrolla una serie de respuestas traducidas en fotografías proyectadas, detalles que modifican la arquitectura de la galería, dibujos y notas escritas con lápiz sobre los muros blanco. Con frases como “La vida no es la que uno vivió, sino la que uno recuerda y cómo la recuerda para contarla” o “Todo iba bien en El Paraíso hasta que salió esta nota”, el espectador tiene la posibilidad de elegir con qué quedarse: desde un árbol con un letrero que dicta “fin del mundo”, hasta una puerta casi de ensueño que no lleva a ningún lado en términos físicos pero que atraviesa nuestra curiosidad para cuestionarnos ¿qué hay detrás de esa fachada? ¿Queremos descubrirlo o imaginarlo?

Hasta el 8 de septiembre.
Arredondo / Arozarena.
Praga 27, Colonia Juárez.

María Olivera

Después del ensayo

Este texto de Ingmar Bergman nos muestra a Henrik Vogler, un director de escena que está trabajando por quinta vez El sueño de August Strindberg. Cuando se encuentra solo después de un día de ensayo, preparándolo todo para el siguiente día, recibe la visita de dos actrices, una retirada y otra al comienzo de su carrera. Esta obra es llevada a escena por el director Mario Espinosa, que logra la contraposición de las actrices para desentrañar una discusión y reflexión sobre el teatro y la actuación. Ya que el mismo texto habla sobre el tema, los actores, Juan Carlos Colombo, Julieta Egurrola y Sofía Espinosa, son lo más valioso de esta puesta en escena. Nos muestran sus distintos modos de abordar la escena, dando un bello resultado que se concibe sólo en el teatro.

Hasta principios de septiembre. Jueves y viernes a las 20:00 horas, sábados a las 19:00 horas y domingos a las 18:00 horas.
Sala Xavier Villaurrutia del Centro Cultural del Bosque.
Paseo de la Reforma esq. Campo Marte s/n, Col. Chapultepec Polanco.

Jorge Viñas

Malpaís

Bajo la dirección de David Olguín, quien recientemente ingresó a la Academia de Artes, catorce jóvenes actores se enfrentan a la vida profesional con una obra construida a partir de textos del director, de los propios actores, fragmentos de poemas y prosas de Arcadio Hidalgo, José Emilio Pacheco, Eduardo Lizalde, Ramón López Velarde, Alfonso Reyes, Rosario Castellanos entre otros y diversas notas de prensa. En esta obra, los actores intentan reconstruir y cuestionar lo que es su país a partir de su misma identidad; la rabia y miedo que provocan los desaparecidos, los asesinatos, la violencia normalizada en las pequeñas acciones que hacemos día a día. Esta puesta en escena que nos incita a voltear a ver nuestras raíces, a cambiar nuestras perspectivas y a no darnos por vencidos es también el examen profesional de las licenciaturas en Actuación y Escenografía de la Escuela Nacional de Arte Teatral (ENAT), generación 2013-2017.

Hasta el 6 de agosto. Miércoles a sábado a las 19:00 horas y domingos a las 18:00 horas.
Teatro Salvador Novo, CENART.
Avenida Río Churubusco 79, Col. Country Club.

Jorge Viñas

Leer completo

clicadero

La saga de Harry Potter cumplió veinte años y con ellos toda una generación de lectores; en 2017 regresa con vigor el LP; una biblioteca judía resiste incontables vicisitudes históricas durante cuatro siglos. Es nuestra selección de clics de la semana del 25 de junio al 2 de julio.


Veinte años de Harry Potter y los ratones de biblioteca

El 26 de junio, la autora del primer bestseller del siglo XXI escribió: “Hoy hace veinte años un mundo que yo había vivido sola se abrió de pronto a los otros”. La saga de siete tomos se ha convertido en icono dominante de la cultura pop y verdadera piedra filosofal de los millennials. Ha vendido unos 450 millones de ejemplares en sus 72 traducciones. Le llega de cerca, entre las novelas más vendidas, al Quijote (500 millones). J. K. Rowling, su autora, estuvo al borde del suicidio en los años noventa, entre otras cosas porque su novela sobre el mago de Hogwarts había sido rechazada por más de diez agencias literarias. Su fortuna hoy sólo puede medirse en relación a la de la Reina de Inglaterra. Se le pueden reprochar muchas cosas a libros tan comerciales. Sin embargo, difunden como una verdadera institución educativa el hábito de la lectura y el placer de la narrativa. Un estudio del Pew Research Center reveló además esta semana que, en Estados Unidos, los millennials son la generación que más acude a bibliotecas públicas o móviles (bookmobile): 53 % de los adultos entre 18 y 35 años. Aunque no lo crean estamos acaso ante la más grande generación de curiosos ratones de biblioteca.

potter

El regreso del LP

El avance tecnológico corre sin duda a una velocidad mayor que nuestra comprensión y adaptación cultural a sus novedades. Este desfase aunado a la moda vintage y al surgimiento global del hipster —el pasado y lo antiguo como notoriedad y apariencia— son, entre otras causas, las razones del estrepitoso regreso del LP. También lo es la belleza artística de las portadas de los discos, la experiencia nostálgica y activa de su escucha, la sensación material que han anulado por completo los servicios de música en streaming. La demanda de vinilos en Japón ha llegado a tal punto que la marca Sony volverá a abrir una fábrica de discos en marzo del 2018. La última cerró en 1989 ante la aparición del casete y luego del CD. En 2016 los LPs llegaron, en Estados Unidos, al récord de 13 millones de discos vendidos. Según Forbes la proyección de ventas para el 2017 es de 40 millones de unidades, un pico que no se había alcanzado desde el auge de la industria en los ochentas. Curiosamente, el formato del vinilo ha salido airoso del embate de la música digital: la fuerza de lo tangible se repone de las ilusiones de lo inmaterial.

La biblioteca en el tiempo

En sus primeras décadas, la Conquista de América y la expansión geográfica de los Reyes Católicos no corresponden, en el ámbito político y cultural ibérico, a una apertura equivalente sino a una mayor cerrazón e intolerancia religiosa. La Inquisición se afianza desde 1470 en el reino de Castilla. El Edicto de Granada de 1492 impone la expulsión definitiva de los judíos de los territorios de Castilla y Aragón. Incumplir esta ley se paga directamente con la muerte. Los judíos se precipitan en las rutas del exilio. En 1616, un grupo de ellos llega a Amsterdam y funda la biblioteca Ets Haim que acaba de cumplir 400 años y es la biblioteca judía más antigua del mundo.

Entre sus 30,000 volúmenes y manuscritos hebreos se halla un original de Maimonides del siglo XIII y una colección de tratados astronómicos del siglo XVII. A sus salas de lectura habría acudido Spinoza antes de ser excomulgado. Durante la ocupación nazi, los libros y la Sinagoga Portuguesa adyacente quedaron intactas. Un gramo de sentido en medio del horror llevó a los oficiales nazis a enviar los manuscritos a Alemania donde fueron preservados y enviados años después a Israel. Todo ha sido digitalizado y está en libre acceso ahora en la National Library of Israel (en el catálogo Ktiv). El patrimonio de Ets Haim ha sorteado como ningún otro a la destrucción y a la muerte.

 

 

Fuentes: The Washington Post, Vox, The Independent, Forbes, JTA (Jewish Telegraphic Agency)

Leer completo

clicadero

Esta semana: la oscura posibilidad de vender a sus hijos; algo de historia de la demografía humana y el legado de las narrativas utópicas en el periodo de la Ilustración.


Se venden niños

Esta fotografía no deja de provocar espanto y hoy hubiera creado un alud de indignación en redes, periódicos y organizaciones civiles hasta llegar probablemente a la corte. No lo era así en Chicago en 1948 cuando algunas familias brutalmente pobres llegaban a este tipo de abyección. Ray Chalifoux, chofer en una mina de carbón, y su esposa pusieron a sus hijos en venta tras sufrir un desahucio. Dos de los niños, Milton y Rae, fueron vendidos a un granjero por dos dólares en 1950. Debían trabajar largas jornadas y a menudo los dejaban amarrados dentro del granero. Un quinto hijo, Daniel (en la foto aún está en el vientre de su madre, que se voltea para salir de cuadro), fue adoptado por una familia católica que vivía cerca de la granja. Había días en que se acercaba, desataba a sus hermanos y huía en bicicleta. Cuatro de los cinco hermanos lograron reunirse y contar sus historias a la prensa.

venta

“A big ‘for sale’ sign in a Chicago yard…”. La fotografía fue publicada el 5 de agosto de 1948 en The Vidette-Messenger de Valparaiso, Indiana. En los días y meses siguientes fue replicada por varios diarios estadunidenses. Pertenece al fondo Bettmann/Corbis. La historia fue corroborada por investigaciones de The Times en 2013. De izquierda a derecha: Lana, 6 años; Rae, 5; Milton, 4 y Sue Ellen, 2.

Historia y prehistoria demográfica

La edad de nuestra especie, el Homo sapiens, acaba de ganar 100 mil años más. Las excavaciones reveladas a principios de junio en Jebel Irhoud, Marruecos, dieron con restos fósiles y líticos que datan del 300 mil AC. Esta nueva hipótesis conduce a afirmar que no hay una cuna del Homo sapiens en África del este sino una expansión mucho más veloz en varios puntos del continente africano. Paralelamente, recogimos cálculos hipotéticos del Population Reference Bureau (PRB) sobre nuestra prehistoria demográfica: en los albores de la agricultura (8 mil AC) la población mundial ascendería a unos cinco millones para estabilizarse en unos 300 millones alrededor del siglo I de nuestra era. La aterradora cifra de los 10 mil millones de habitantes en nuestro siglo era algo impensable incluso para principios del XIX, cuando llegamos a mil millones. Todo esto es poca cosa para el PRB que ha estimado que en la Tierra han vivido ya 108 mil millones de humanos. La muerte ha vencido por mucho, maniática de la sobrepoblación.

 

Utopías de la Ilustración

En 1793, iniciado el calendario revolucionario en Francia, se presenta en el Théâtre de la République de Rouen la obra Le jugement derniers des rois (El juicio final de los reyes) de Sylvain Maréchal. Pone en escena una Europa unificada por las leyes republicanas a la que le han extirpado el tumor de la realeza. Una asamblea de revolucionarios (“sans-culottes”) exilia a todos los monarcas del viejo continente, incluyendo al Papa, a una isla en donde se matarán unos a otros o serán finalmente engullidos por la lava de un volcán descomunal. Los habitantes “salvajes” de las islas vecinas contemplan asombrados la columna de lumbre como un fuego de artificio liberador. Los “sans-culottes” los reciben en tierra firme para construir el reino de la fraternidad. La obra de Maréchal da un vuelco al legado de Thomas More donde el bienestar y la justicia se trasladan a la Isla de Utopía y no lo contrario. La literatura francesa del siglo XVIII abundó en el género de la utopía narrativa, fruto de la ficción “filosófica”. Más de cien obras se sumaron a clásicos como La Città del Sole (1623) de Tommaso Campanella, New Atlantis (1627) de Francis Bacon, Histoire des Sévarambes (1679) de Vairasse o el inolvidable Gulliver’s Travels (1726) de Jonathan Swift. Una nueva obra de consulta, el Dictionnaire critique de l’utopie aux temps des Lumières [Diccionario crítico de la utopía en tiempos de la Ilustración] (dir. Bronislaw Baczko, Michel Porret y François Rosset, Génova, Georg, 2016) ha congregado estas utopías en minuciosas entradas: “América”, “Amor”, “Ciudades”, “Derechos del hombre”, “Jardines”, “Misiones jesuitas”, “Paraguay”, “Piratas”, “Salvaje”, “Tiempo”, entre otras.

mapa

Mapa de Abraham Ortelius de 1595, fuente Wikimedia

 

Fuentes: Lynn Cinnamon, nwi.com (auspiciado por The Times, Northwest Indiana), Sciences et avenir, Le Monde, Fabula.
 

Leer completo
Recomendaciones de arte, danza y teatro para agendar y que el lector no encontrará en otra parte.

agenda


Repercusiones

¿Folklor chilango contemporáneo? Sí, es posible. El folklor ha sido encasillado como una expresión dancística “del pueblo” digna del jaripeo, celebraciones locales, propaganda turística y bailable de las escuelas primarias. Sin embargo, lasDanzariegas, con su propuesta de folklor experimental, cuestionan las nociones tradicionales de esta danza, la “contemporaneidad” y la “modernidad” de la ciudad que se vive en los movimientos cotidianos de la gran urbe, los cuales van desde los viajes en transporte público de todos los días hasta nuestra intimidad.  “Repercusiones” es un folklor con mirada crítica que no deja de lado el zapateado y faldeo y más bien lo entrecruza con expresiones corporales contemporáneas.

Sábado 24 de junio.
19:30 hrs.
Cirko De Mente, Cantera 14410  Del. Tlalpan.

Berenice Quirarte Rojas

Conversaciones ajenas expuestas

“El mar es un estado mental”, “Este mudo es absolutamente mundano”, “No nos quiere ni el cáncer…”. Como cuando uno camina en el metro o por la calle y escucha sólo fragmentos de conversaciones al aire que pasan veloces por nuestros oídos y se escapan con quienes los pronunciaron —y nos parecen absurdos, intrigantes o risibles— así es la nueva exposición de Artemio Narro (México 1976): “Los que mueren son los otros”.
 En el ámbito de las artes visuales, este artista —conocido como Artemio a secas— ha trabajado sobre todo con los temas de la violencia y la reapropiación de imágenes. Tiene asimismo un gran interés en la narrativa, lo que lo llevó a incursionar en el cine con la película Me quedo contigo. En esta exposición, Artemio hace más bien un ejercicio de reapropiación de las palabras ajenas, el espectador se pasea por un bosque de sopa de letras, literalmente, enmarcadas en cuadros de llamativos colores. Las frases, sacadas de conversaciones cotidianas, películas y revistas dan lugar a micro-historias que el visitante va imaginando a medida que las lee como piezas sueltas de rompecabezas que nunca verá completos pero que puede intentar adivinar. 

Hasta el 10 de agosto
MUCA, Facultad de Arquitectura, Ciudad Universitaria, Coyoacán.

Mónica Valdivia

Teatro, música y María Magdalena invaden el Hostal Regina

El Hostal Regina ha abierto sus puertas durante los meses de junio y julio al proyecto de Invasión Espacios Mórbidos que ha convocado a treinta y ocho obras de teatro a “invadir” escénicamente  los espacios de este recinto: diez habitaciones, una cocina, un baño de mujeres y una lavandería. El proyecto promete que esta será la primera invasión escénica de otras por venir en nuevos espacios. Una de las propuestas notables es La pasión según María Magdalena con texto y dirección de Marco Pacheco, que narra la historia del personaje bíblico. La actriz Reneé Sabina le da voz a María para contarnos, por medio de la farsa y la música, su historia de amor con Jesucristo. La música en vivo de Víctor Lora, la iluminación de Jesús Giles y vestuario de Kevin Arnoldo acompañan a la actriz en la divertida y conmovedora puesta en escena que tiene lugar en una habitación del hostal.

Hasta el 30 de julio.
Hostal Centro Histórico Regina.
Regina #58, esquina con 5 de febrero, Col. Centro.

Jorge Viñas

Per Te

La Compañia Finzi Pasca se ha presentado más de una vez en la ciudad de México: lo más reciente que trajeron fue La Verità, Icaro y Corteo (un espectáculo creado para el Cirque du Soleil). La compañía se ha destacado por sus espectáculos multidisciplinarios llenos de bellas imágenes, música, clown e historias conmovedoras que reflexionan sobre la vida, la muerte, el amor, la verdad y el arte. Ahora Finzi nos presenta Per Te ––para ti en italiano–– un espectáculo que surge como una carta de amor de toda la compañía a su amiga y directora fallecida hace apenas un año: “Contaremos entonces esta historia con una banca de parque y un jardín. Luego, estará la fragilidad que cada uno de nosotros defendemos con armaduras y corazas. Estará el recuerdo de su risa, de sus cuadernos llenos de apuntes y cálculos, de sus consejos y de sus sueños”. Por medio de música, acrobacia, danza aérea, reflexiones e imágenes creadas con ventiladores e intérpretes multi-talentosos Per Te nos invita a conmovernos, reírnos y disfrutar de un espectáculo que celebra la vida.

Hasta el 2 de julio.
Teatro I, Centro Cultural (antes Telmex).
Av. Cuauhtémoc 19 altos esq. Puebla, Col. Roma.

Jorge Viñas

Ewa Bathelier, pintar un cuerpo ausente

Desdibujar la figura femenina para ejemplificar la idea de que, aún en la ausencia, es posible reconocer el cuerpo de una mujer, es el eje del pensamiento con el que Ewa Bathelier (Polonia, 1962) crea su obra. Cuerpo ausente es una exposición que presenta una serie de vestidos pintados casi por accidente ––cada trazo es libre y sin bosquejo–– que aluden a la paradoja “presencia-ausencia” a través del minimalismo, reforzando la idea de lo femenino sin evidenciar el cuerpo de la mujer. Con gracia y delicadeza, cada pintura forma parte de una sola silueta que se transforma en numerosos atuendos saturados de texturas y patrones; en conjunto, esta muestra desarrolla un análisis de cuestiones de género y también identitarias. Vestidos que escurren por las paredes como si quisiera presentarse a la mujer en un gesto sutil, en un espacio expositivo que lucha contra la generación de juicios al tiempo que, paradójicamente, fortalece la idea de lo femenino desde los vestidos. Vale la pena preguntarse si hay una revolución en el discurso de género de la obra de Bathelier o si cada cuadro es un reforzamiento del mismo.

Hasta al 11 de julio.
Let There Be Art.
Emilio Castelar 320, Col. Polanco.

María Olivera

Una pausa en la vida

El arte siempre nos ha recordado la calidad vulnerable y frágil del hombre en el mundo, y al mismo tiempo ha permitido que las relaciones interpersonales y la manera en que interactuamos con la naturaleza y el medio, adquieran un significado distinto. Patricia Álvarez (Aguascalientes, 1956) se centra en estas reflexiones sobre el vínculo entre el cuerpo y el mundo, cuestionando de manera constante qué nos vuelve seres tan sensibles y al mismo tiempo tan capaces para adaptarnos al entorno. A través de dibujos, intervenciones de objetos encontrados y collages, la artista mexicana propone una pausa mental y física para buscar respuesta a estas preguntas. Quizá en la exposición, quizá en nosotros mismos.

Hasta el 31 de agosto.
Galería Ethra.
Londres 54, Col. Juárez.

María Olivera

 

Leer completo
Página 4 de 24« Primera...23456...1020...Última »